Páginas

20 de marzo de 2008

PLANDETUR 2020 ¿simples papeles o un mapa?

Asegura Raúl Zavala que la planificación siempre será buena y que el mero hecho de tener una “hoja de ruta” para alcanzar el ideal (léase VISIÓN) ya es un avance bastante significante; pero eso no es todo, la segunda parte trascendental es la ejecución de las acciones del plan. 

Lo anterior es una parte del comentario y la segunda tiene que ver con que el turismo en Ecuador sí es una alternativa productiva que requiere de un alto compromiso empresarial, compromiso con la sociedad y con el ambiente, caso contrario bien podría ser, el turismo, un sistema atentatorio contra el bienestar humano. 

Con base en los dos párrafos anteriores Raúl Zavala se plantea que si en Ecuador ya hay un plan de desarrollo turístico y que es ya un compromiso asumido por varias instituciones públicas y privadas, qué hace falta para iniciar la ejecución. Y efectivamente así es, Ecuador cuenta con una herramienta turística: PLANDETUR 2020, que ha sido elaborada de la manera más participativa posible y sin embargo por alguna razón aun no ha podido ser revisado por una gran parte de los ecuatorianos/as que hacen del turismo su forma de vida. 

Y claro, es seguro que para muchos ese Plan no reúne o no representa las aspiraciones de turísticas o que para otros tantos ese documento sea el más apropiado del que se disponga para consolidar al turismo en Ecuador; más allá de una valoración, justa o injusta, técnica o altamente política, lo significativo está en que se use dicha herramienta y sí, entonces, evaluar la pertinencia o no de una o varias acciones del plan. 

Raúl Zavala asegura que en elaborar PLANDETUR 2020 se debió invertir mucho dinero y tiempo, quizás más del imaginable si sumamos el costo hora/hombre que técnicos, funcionarios, estudiantes y empresarios emplearon para realizar los aportes necesarios, como para que se convierta en otro de los documentos que reposan como el más grande secreto militar. 

Si el caso fuera que no es un secreto sino un documento público, entonces por qué no iniciar la ejecución ¿será por falta de dinero? ¿por falta de voluntad? ¿por falta de capacidad ejecutiva? ¿por falta de conocimiento? Preguntas que tiene respuestas simples: no toda acción requiere dinero y conseguirlo requiere gestión, la voluntad existe caso contrario no habrían sido tantos los participantes en los talleres de consulta y validación, el conocimiento existe y está demostrado en profesionales de alta experiencia que viven en Ecuador.

Sobre la capacidad ejecutiva le queda la duda a Raúl Zavala y basa esta percepción porque a muchas personas les falta valor para cumplir acciones, el tener la suficiente habilidad y destreza para concretar lo establecido en un plan. 

En este sentido hay un tipo de profesional que no se prepara en la universidad y se trata de quienes tiene las funciones de ser Directores/as Ejecutivos/as o Secretarios/as Ejecutivos/as. De esos si hay muy pocos… contados. Y aquí se presenta un gran reto para las universidades: generar profesionales menos planificadores y más ejecutores. 

Entonces PLANDETUR 2020 esta listo, por tanto Raúl Zavala propone que cada uno de los/as ciudadanos/as que viven en Ecuador y que son usufructuarios y beneficiarios de la actividad turística, podrían poner la meta de al menos cumplir o impulsar una acción. Claro, si alguno de los lectores de esta blog no dispone del documento PLANDETUR 2020 puede solicitarlo a r_zabala@hotmail.com y totalmente gratis le será remitido electrónicamente.